Un oficial de policía fue imputado, procesado y enviado a juicio acusado de quedarse con dinero de multas que cobraba. El fiscal de Delitos contra la Administración Pública, Facundo Barros Jorrat, finalizó la investigación del hecho y envió a juicio la causa que tiene sindicado al oficial Héctor Nelson Ramírez Ávila por el delito de “peculado”

Según la información a la que accedió este diario y en base a la investigación, los hechos ocurrieron entre octubre y diciembre de 2017 y entre febrero y marzo de 2018 mientras el sindicado se encontraba en servicio de guardia en la Comisaría de Santa Rosa, en Valle Viejo.
En el lugar el oficial subinspector Héctor Nelson Ramírez Ávila, bajo el cargo de oficial de servicio, encargado de percibir de parte de contraventores dinero en concepto de multas impuestas en el marco de la Ley 5.171 y de confeccionar y expedir los respectivos recibos a las personas, como responsable de efectuar las rendiciones a la Dirección de Administración de la Policía de la Provincia de Catamarca, habría sustraído la suma total de $25.266, dinero que correspondía a 9 multas efectuadas.
Asimismo, en otro hecho, según la instrucción de la causa perpetrada entre marzo 2018, Ramírez Ávila se habría quedado con 2.850 pesos que fueron el resultado de una supuesta infracción al Código de Faltas y en la que se había secuestrado una camioneta, rodado que fue liberado y entregado al dueño sin expedir el policía el dinero ni recibo alguno.
En el marco de la investigación realizada por la Fiscalía 6 se ordenó una serie de secuestros en la comisaría y se solicitó información al área de Administración de la Policía. En paralelo se tomaron testimonios y junto con otros elementos de pruebas se llevó a cabo la imputación del numerario policial.
Se realizó la indagatoria y, tras los pasos procesales, la causa fue enviada a juicio.
No se realizó ningún debate contra policías
Desde 2016, comisarios y subalternos fueron procesados, imputados y enviados a juicio por la Justicia pero hasta el momento no se realizó ningún debate. En septiembre de 2017 se elevó a juicio al comisario mayor Héctor Daniel Nieto, sindicado de sustraer la suma de $ 458.779, correspondientes a vales de combustibles. En febrero de 2018,
el comisario Ramón Ismael Ávalo, como jefe a cargo de la Comisaría Novena, fue imputado por llevarse una desmalezadora. A finales de ese año, la causa se envió a juicio. En marzo de 2018, el agente Gonzalo José Fabricio Moreno fue imputado por llevarse una importante cantidad de ropa que era producto de secuestros y ofrecerlos a través de la red de Facebook. En 2019 fue enviado a juicio el exsubjefe de la Policía, Roldán, acusado
por fraude a la administración pública y peculado.