El Ministerio de Industria, Comercio y Empleo de la Provincia destacó el funcionamiento del Programa Provincial de Fomento de Empleo Privado (FEP) ya que, según informaron, desde su puesta en marcha se generaron más de 1.000 puestos de trabajo genuinos por fuera de la administración pública. El FEP tiene como finalidad incentivar la creación de nuevos puestos de trabajo, atendiendo las demandas y necesidades actuales. Además, busca mejorar las condiciones de las industrias interesadas en instalarse en la provincia.

El ministro del área, Lisandro Álvarez, destacó la importancia de este programa, al sostener: “Vemos que en otras provincias están empezando a anunciar programas de empleo provinciales y aquí en Catamarca, desde el inicio de nuestra gestión, tenemos un Programa de Fomento de Empleo que nos ha permitido generar cientos de puestos de trabajo”.

“Se trata de unos de los mejores programas provinciales de fomento de empleo del país y que se encuentra en vigencia desde el inicio de la gestión del gobernador, Raúl Jalil”, manifestó.

Posteriormente, destacó que a los beneficios de este plan se le suman los aportes del Programa de Fomento para la promoción de los sectores de fabricación de Indumentaria y Calzado en Catamarca, que fuera creado mediante la resolución 3/2021 del Ministerio de Desarrollo Productivo de la Nación. Este programa busca generar alternativas de financiación a empresas que trabajan en estos rubros tanto en Catamarca como en La Rioja.

Álvarez valorizó el alcance del FEP y señaló: “Con este programa estamos alcanzando los mil puestos de empleo genuino en Catamarca”, al tiempo que puntualizó que el 60 por ciento de estos nuevos puestos fueron ocupados por mujeres.

En cuanto al ingreso de obreros por actividad económica, el ministro resaltó que los sectores que más trabajadores incorporaron con este programa son el industrial, de la economía del conocimiento y de servicios.

Beneficios

El principal beneficio del FEP es que el Estado provincial se hace cargo de una parte del sueldo mínimo vital y móvil (SMVM) de los nuevos empleos que se generen en las industrias o empresas que decidan instalarse en Catamarca. La asistencia es de carácter “no reintegrable” y el programa se financia con aportes propios de la Provincia.

Según la resolución que creó el FEP, durante el primer semestre de trabajo del nuevo empleado, el Estado se hará cargo de hasta el 80 % del SMVM a la fecha de liquidación.

Durante el segundo semestre, la asistencia llega hasta el 65 % del SMVM a la fecha de liquidación, mientras que durante el tercer semestre se abona hasta el 50 % del SMVM a la fecha de liquidación.

A este programa, que se creó en los primeros meses de la gestión de Jalil, se sumaron diferentes empresas, algunas que ya estaban trabajando en la provincia y otras se sumaron en el último tiempo.

Los interesados por informes pueden dirigirse a las oficinas del Ministerio de Industria, Comercio y Empleo (Pabellón 27- CAPE) o a través de [email protected]