visita al ejército

En el Edificio Libertador General San Martín, sede del Estado Mayor General del Ejército, el general de división Agustín Cejas, jefe del Ejército, recibió a una delegación de la gobernación de Catamarca encabezada por el gobernador Raúl Jalil.

En la ocasión, el Jefe de Estado propuso al Ejército Argentino iniciar los estudios de factibilidad preliminares para reabrir una guarnición militar en la ciudad de San Fernando del Valle de Catamarca.

Participaron, junto al primer mandatario, el ministro de Vivienda y Desarrollo Urbano, Fidel Saénz, los intendentes de Valle Viejo, Susana Zenteno; de Fray Mamerto Esquiú, Guillermo Ferreyra; y de Tinogasta, Sebastián Nóblega; el secretario de la Casa de Catamarca en Buenos Aires, Agustín Lauría y por parte del Ejército Argentino, el general de división Agustín Cejas, jefe del Ejército junto al director de Ingenieros e Infraestructura de la Fuerza, general de brigada Gustavo Garcés Luzuriaga.

Durante la reunión el gobernador manifestó su intención de que el Ejército Argentino vuelva a tener presencia en la provincia y ambas partes manifestaron el compromiso de trabajar mancomunadamente para iniciar los estudios correspondientes y fortalecer una agenda de trabajo mutua.

Es de destacar que la apertura de una unidad militar en cualquier zona del país permite fomentar el desarrollo socio económico del lugar, incrementar la presencia del Estado Nacional, disponer de otra alternativa laboral y permite contar con una organización estatal que,de ser necesario, podrá prestar asistencia humanitaria y apoyo a la comunidad ante desastres naturales, proporcionando recursos logísticos de personal y material.

La instalación de un elemento en una determinada zona geográfica debe estar contemplada en los planes de evolución orgánica de la Fuerza, acorde al diseño del Instrumento Militar Terrestre.

Una de las primeras actividades a realizar es la ejecución de conocimientos previos de la zona geográfica, lo que permitirá analizar y cruzar varios factores de estudio, entre los que se pueden citar: 

•             Consideración de aspectos tales como disposición de vías de comunicación adecuadas, espacios para campo de instrucción militar,  construcción de parques para automotores, alojamiento, talleres, pistas de combate, instalaciones deportivas y viviendas de servicio a ser ocupadas por el personal de oficiales y suboficiales destinados a cumplir servicios en la localidad con sus familias.

•             Disponibilidad en cercanías del cuartel de centros educativos  de nivel inicial, básico y eventualmente universitarios, disponibilidad de centros de salud y/o hospitales de media y alta complejidad.

•             Análisis para la adquisición y/o redistribución de equipamiento militar de diverso tipo entre ellos sistemas de armamento, de comunicaciones, de campaña, para infraestructura y vehículos, según el elemento a crear y organizar.

Antecedentes:

El 31 de enero de 1907, en la provincia de Catamarca fue creado el “Regimiento de Infantería 17”; en 1912 se construyó el cuartel definitivo en el Campo “General Las Heras”, en la ciudad de San Fernando del Valle de Catamarca.

En 1964 pasó a integrar la IVta Brigada de Infantería Aerotransportada y se denominó “Regimiento de Infantería Aerotransportado 17”.

En 1985 cambia su dependencia orgánica a la Vta Brigada de Infantería Motorizada denominándose “Regimiento de Infantería Motorizado 17”, funcionando como tal hasta el año 1997, en el cual es disuelto. Se crea en su lugar el “Destacamento de Vigilancia de Cuartel Catamarca” hasta la entrega de los terrenos y las instalaciones edilicias al gobierno de Catamarca en donde hoy funciona un “Centro Administrativo  Provincial”.