Música 30 Abr

El reconocido fotógrafo Jesse Frohman anunció que subastará la última sesión con el líder de Nirvana, unos meses antes del fallecimiento del ídolo del grunge.

Cada vez es más común que artistas, referentes e influencers vendan bienes digitales como NFTs -Non-Fungible Tokens, o Tokens no fungibles-. Los mismos, como señalamos anteriormente, son  bienes inmateriales a los que se les da un valor, que pueden copiarse, más no pierden su singularidad, ya que tienen una inscripción de titularidad, algo así como la firma del artista. Ahora es el turno de las emblemáticas fotos que le sacó Jesse Frohman a Kurt Cobain en la que fue la última sesión antes de la muerte del líder de Nirvana. 

La subasta comienza el 3 de mayo e incluye más de 100 imágenes, entre ellas, fotos inéditas de Cobain, imágenes con negativos y archivos polaroid, que conforman una colección con precio inicial de 27.27 Ethereum (un tipo de criptomoneda), lo que equivale a 72 mil dólares.

¿Cuál es la historia de esta sesión? Transcurrió en tan solo media hora del verano de 1993, cuando Nirvana era la banda más importante del mundo. Frohman, uno de los artistas más reconocidos de la escena neoyorquina, había planeado una sesión en el Central Park, pero pasó algo inesperado: Kurt Cobain se retrasó… ¡nada más y nada menos que cuatro horas! Se dice que estaba sufriendo con mayor intensidad los dolores de estómago que lo persiguieron durante toda su vida.

Por lo tanto, el fotógrafo sólo disponía de treinta minutos con la banda y resolvió hacerla en la sala de conferencias de un hotel. Si bien no tenía muchas expectativas, al revelarlas repaó en que era un gran material. Tiempo después, se convertiría en una sesión icónica: tres meses después, Nirvana lanzó su álbum In Utero, y seis meses después, el 8 de abril de 1994, Cobain se quitó la vida.

Desde ese momento, las imágenes cobraron un nuevo valor, y Frohman las llamó The Last Session. Hoy se trata de una muestra permanente en el Museo de Arte Moderno de Nueva York, y a partir del 03 de mayo de un NTF en subasta. Parte de las ganancias se destinarán a la Fundación JED, que realiza campañas para prevenir el suicidio e incentiva la salud mental en adolescentes.

Rose Bouzon