En un giro inesperado para el juicio en que se ventilan las circunstancias en que fuese brutalmente asesinado el pediatra Ignacio Burchakchi, ayer Marcos Beltramello asumió toda la responsabilidad por el hecho, explicando que su primera versión de lo ocurrido fue distinta porque «jugaron con mi culpabilidad y me dijeron qué decir”-en referencia a la Policía-.
«Quiero afrontar la realidad, yo fui el responsable de lo que pasó”, indicó en el inicio de su declaración ante una sala colmada y expectante de cada una de sus palabras.
Marcos Beltramello
Marcos Beltramello
A lo largo de su relato, el joven negó mantener un vínculo sentimental con su prima y co-imputada y dijo: «Reaccioné porque él (Burchakchi) le pegó una cachetada”.
Así, Beltramello se refirió al fatídico 7 de abril de 2015, cuando se suscitaron los hechos que culminaron con la muerte del médico.
«Fuimos a buscar las cosas de ella y entre los tres comenzamos a cargarlas en el auto, pero empezaron a discutir no sé por qué y él le pegó una cachetada. Ahí empezamos a pelear y ‘Gabi’ (como su familia le dice a Sofía) salió corriendo. No sé si se fue o quedó afuera. Después volvió”, indicó, agregando posteriormente que «le metí una cachetada y él sacó un cuchillo con el que me pegó en la mano. Yo se lo quité”, expresó.
El joven reiteró en todo momento que el día del hecho de sangre estaba «muy drogado, muy empastillado. Ahora estoy recibiendo ayuda y no me drogo desde hace cinco meses. Necesito afrontar la realidad de lo que pasó. La inculpé a ella porque me dijeron, en la Policía me torturaron y me hicieron bajar los pantalones frente a un escritorio. Me querían hacer de todo. Jugaron con mi culpabilidad. Soy una persona que cometió un error. Si tuviera una máquina del tiempo, volvería el tiempo atrás”, manifestó, agregando que «me quise ahorcar. Yo les dije lo que pasó, pero no me dejaron decirlo”, expresó en referencia a su declaración indagatoria, en la que aseguró que la primera y última puñalada fue asestada por su prima.
«Ella no tomó parte para nada”, reiteró el joven, quien al ser minuciosamente interrogado por el representante de la querella, Enrique Lilljedahl, terminó dando más detalles sobre el homicidio.
«Ella no empuñó el arma. No observó lo que pasó. Salió corriendo”, remarcó.
Droga
Al ser cuestionado por su problema de adicción a los estupefacientes, el joven contó que comenzó a fumar marihuana de muy chico y acudió a Burchakchi para contarle sobre su problema.
«Él me recetó Rivotril, pero me dijo que tome un cuartito. Yo tomaba de a dos y le pedía más recetas. Le decía que me dé porque yo las vendía”, explicó.
Asimismo, el joven habló en términos afectuosos sobre el hombre que asesinó: «Él era muy bueno, me ayudaba siempre. Me compró una moto y también me dio un celular. Yo, supuestamente, le tenía que sacar fotos a ella (Sofía) cuando estaba con otros hombres. También me daba plata. Le pasaba datos y me daba dinero. Bastante. Unos días antes yo había ido a ver si me daba 5 mil”.
Diferencias
Al responder al interrogatorio de la querella, el joven aseguró que tras ser herido en la mano izquierda, todas las puñaladas que le aplicó al médico fueron con su mano diestra, lo que generaría discordancia con las pericias forenses que señalaron que el ataque habría sido producido por dos personas o por alguien que cambió el arma de mano, ya que dos de las cuchilladas presentaban una impronta de salida diferente a las otras 17.
De todas formas, la ampliación de su testimonio se acercó al brindado por su prima el día anterior, coincidiendo en que hubo un hecho de violencia hacia la joven que lo hizo reaccionar; aunque él no mencionó que el médico la tomase del cuello tal y como ella lo asegurara.
Otro cambio en su declaración inicial se percibió cuando relató que al término del hecho «nos fuimos y Gabi me siguió”, siendo que en un principio aseguró que su prima es quien lo guiaba y lo había inducido a lo largo de la sucesión de hechos.
Luego de las inesperadas declaraciones, el Tribunal de la Cámara Penal Nº 1, compuesto por los jueces Fernando Esteban, Alberto Roselló y Fabricio Gershani, pasó a un cuarto intermedio hasta el próximo lunes a las 8.30, cuando se escucharían los alegatos de las partes.

Maltratos

El primo de la imputada expresó además que en varias ocasiones vio a la chica golpeada y ella le habría manifestado que era el médico quien le propinaba los golpes: «Una vez la vi muy golpeada y me dijo que se había agarrado con la mujer de él (Burchakchi)”.

Artículo anteriorNuevos equipamientos desde la secretaria de seguridad
Artículo siguienteEl SOEM consiguio un aumento de 3000 pesos
Catamarca Provincia, Diario de Catamarca, provincia del Norte de Argentina, con toda la información de la región actualizada y seleccionada. https://catamarcaprovincia.com.ar/ Esta compuesta por 3 comunicadores que trabajan para informar los eventos mas destacados y de interés, desde política a Entretenimiento y Virales.