El ministro de Comunicación, Guillermo Andrada, expresó la preocupación que existe
en el Comité Operativo de Emergencia para la prevención de coronavirus y dengue
por el aumento de casos de Covid-19 y el descenso en el promedio de edad de los
pacientes internados.
En ese sentido señaló: “Estamos preocupados por la característica que está
comenzando a adquirir este incremento de casos”.
“Lo que estamos viendo en este incremento de casos es que los pacientes
hospitalizados están comenzando a reducir en su promedio de edad y eso nos pone
en alerta por dos razones. La primera razón es que son personas que más tarde van
a acceder a la vacunación, hay que recordar que nosotros tenemos un plan de
acuerdo a las vacunas que ingresan, que es establecer la vacunación a los adultos
mayores, a grupos de riesgo y a cierto personal”, indicó.

Guillermo Andrada, Guillermo Joao Andrada
Guillermo Andrada, Guillermo Joao Andrada

En esa línea agregó: “Además, los jóvenes tienen la idea de que es una enfermedad
de adultos mayores, creen que son inmunes y salen, realizan actividades que por ahí
no son adecuadas para este momento sanitario epidemiológico”.
“Si tenemos que hacer un resumen de cómo se manejó la pandemia en un principio,
el Gobernador tomó decisiones muy acertadas, como crear el Hospital Carlos
Malbrán para brindar atención especializada y el uso de barbijo, cuando nadie
hablaba de los asintomáticos”, valoró el funcionario.
Asimismo, dijo que “hoy la terapia intensiva del hospital Malbrán que tiene cercano al
40% de ocupación tiene una edad promedio cercano a los 50 años y si tomamos la
UTI más la intermedia, que son pacientes que no están entubados, pero están
requiriendo cierto nivel de administración de oxígeno, se reduce aún más todavía”.
“Entonces esto nos hace poner en alerta y también advertir a la población que esta
es una enfermedad que hay que desterrarla, los jóvenes se infectan, contagian y eso
puede traer consecuencias si uno no toma las medidas adecuadas”, aseguró.
En cuanto a la vacunación, el funcionario expresó: “El tema de la vacunación es muy
importante, aun aplicándola en una dosis como lo hizo Inglaterra, nos genera un nivel
de anticuerpos que no es que nos haga invencibles, porque la idea de la gente es yo
me vacuno y genero une escudo que me protege y me permite moverme sin las
medidas de precaución y no es así, estamos viendo casos de personas vacunadas
que se enferman, por supuesto que baja el porcentaje de letalidad y también baja el
porcentaje de hospitalización”.
“Pero, además cuando el virus contagia, o sea infecta a personas, cuando se va
infectando a mayor cantidad de personas, el virus como usa el organismo para
replicarse, cada vez que sale un virus de un organismo puede tener modificaciones
en su estructura, que se llama mutaciones”, apuntó.
En este contexto, recordó que existen países vecinos que tienen un porcentaje de
población vacunada más elevado que Argentina, “pero que, por relajación de todas
las demás medidas de protección y cuidado personal, las cuales son indispensables
continuar manteniendo, igual sus ciudadanos se contagiaron. El hecho de estar
vacunado no impide que puedas contraer coronavirus, aunque de forma más
morigerada, y formar parte de una cadena de contagios”.
Por ello, el ministro instó a la población en general y a los jóvenes en particular, a
respetar las medidas de distanciamiento social, uso del barbijo, alcohol en gel y
mantener los ambientes con circulación de aire, para frenar la propagación del virus,
al tiempo que lamentó que algunas personas aún no tomen conciencia de la
importancia de respetar las medidas sanitarias dispuestas por el Poder Ejecutivo
Provincial para hacer frente a la pandemia. En ese orden, lamentó las fiestas
clandestinas que debieron desbaratar las fuerzas de Seguridad en los últimos días.
Clases virtuales
Además, Guillermo Andrada hizo hincapié en que la premisa del Gobernador Raúl
Jalil es que haya clases presenciales.
“Él más que nadie sabe que las clases son necesarias para la integración y
aprendizaje de los alumnos. Pero también tiene en claro que si hay un aumento de
casos que pueden poner en peligro a la población, tiene que tomar medidas. Para
nosotros el aula no es un foco de contagios, sino que al restringir las clases
presenciales el objetivo es disminuir la circulación del virus que se puede generar con
la llegada del alumno y del docente a la escuela”, remarcó y añadió que las clases no
se encuentran suspendidas, sino que continúan en forma virtual”.