Alberto Fernández se convirtió anoche en el presidente electo al imponerse con el 48 por ciento de los votos y superar a Mauricio Macri, que tras un solo mandato se despide del Gobierno con el 40,4 por ciento, en tanto que este lunes ambos dirigentes se reunirán para empezar con la transición.

Con el 95,4 por ciento de las mesas escrutadas, la fórmula del Frente de Todos que integran Alberto Fernández y la ex presidenta Cristina Kirchner se consagró ganadora en primera vuelta, aunque con una ventaja menor a la esperada sobre el binomio de Macri y Miguel Pichetto y derrotas sorpresivas en San Luis, Entre Ríos y Santa Fe.
Luego de que se conocieran los resultados, Macri salió al escenario de su búnker en Costa Salguero y, en una reacción más centrada que la que mostró tras la derrota en las primarias (PASO) de agosto, felicitó a Fernández y lo invitó a desayunar este lunes en la Casa Rosada para comenzar a avanzar en la transición.

Alberto ferndandez presidente
Alberto ferndandez presidente

Fernández, por su parte, confirmó que asistirá a la cita y señaló: “Me reuniré con él y empezaremos a hablar de cómo transcurrimos el tiempo que nos queda, sabiendo que hasta el 10 de diciembre el Presidente es Macri”.
“Vamos a colaborar en todo lo que podamos porque lo único que nos preocupa es que los argentinos dejen de sufrir de una vez por todas”, agregó el presidente electo.

“Una noche volvimos”
“Hace cuatro años veníamos escuchando que dicen ‘no vuelven más’, pero una noche volvimos y vamos a ser mejores”, lanzó el presidente electo Alberto Fernández para despedirse de los miles de militantes que se acercaron al búnker del Frente de Todos en Chacarita.
Fue su segundo discurso tras ganar las elecciones, en un escenario montado sobre la avenida Corrientes, casiDorrego, y de frente a la militancia. El primero había sido minutos  antes, dentro del búnker, y allí, pese a sus reiteradas críticas al Gobierno, aseguró que desde este lunes trabajará con Mauricio Macri para la transición y
colaborará “en todo”.
Tras imponerse en las elecciones generales con más del 47% de los votos, Fernández aseguró que su principal objetivo es que los “argentinos dejen de sufrir”.

“Quiero darle las gracias a (Roberto) Lavagna que me llamó prontamente para reconocer la victoria. Y como
anunció el presidente Macri me reuniré con él y empezaremos a hablar del tiempo que queda sabiendo que hasta el
10 de diciembre es el presidente”, dijo Fernández desde el búnker del Frente de Todos en Chacarita.
Poco duró el tono conciliador del presidente electo, que apuntó contra Macri y le pidió que ayude a “reconstruir el país de las cenizas que han dejado”.
Para Fernández, con la victoria en las urnas Argentina empieza “a dar vuelta una página tremenda”.
Siguió con las críticas Fernández y lanzó que “aquel 10 de diciembre de 2015 se instalaron en el Gobierno quienes creen que hay un momento que los ricos ganan tanto que derraman riqueza sobre los pobres, y no se dan cuenta
que en verdad lo único que hacen es enriquecer a unos pocos ricos y lastimar a millones de argentinos, y esa página se empieza a dar vuelta hoy”, puntualizó eufórico Fernández.
“Vamos a invitar a todos los argentinos para construir. Somos el Frente de Todos y debemos incluir a todos. No va a ser fácil pero lo vamos a hacer. Siempre recuerdo que cuando Néstor le pagó al FMI, no fue Néstor, fue el pueblo argentino quien ayudó a hacerlo y es el mismo que nos va a ayudar a Cristina y a mi”, concluyó.
La polarización
La polarización que se dio en las PASO entre el Frente de Todos y Juntos por el Cambio se profundizó en este turno electoral si se observa que la tercera fuerza, Consenso Federal, encabezada por Roberto Lavagna, obtuvo el 6,1por ciento, dos puntos menos que en agosto.
Lo mismo le ocurrió al Frente de Izquierda que llevó de candidato a Nicolás del Caño y cayó del 2,7 por ciento de las PASO al 2,1, en tanto que el Frente Nos de Juan José Gómez Centurión sacó el 1,7 por ciento y Unite, de José Espert, el 1,4 por ciento.