A horas de que la Justicia defina si los dos sospechosos detenidos por el crimen de Hugo Ariel Ocampo (37)  continuarán privados de la libertad con prisión preventiva, familiares de la victima aseguraron que llevan varios días sin dormir porque temen que puedan ser liberados.

Lo manifestaron en la tarde de ayer, cuando iniciaba una nueva marcha con familiares, amigos y conocidos reclamando justicia y que los sospechosos lleguen al juicio oral detenidos.
Carlos Bazán, hermano de Hugo consideró que la Fiscalía de Instrucción que investiga el hecho, a cargo de Yésica Miranda, “realizó una muy buena tarea. Estamos conformes con la forma en que llevó a cabo la investigación y la imputación que les dio a los dos”, y remarcó que “también  estamos conformes con que haya pedido que los dos sigan detenidos con prisión preventiva”.

En este marco, sostuvo que “a pesar de todo esto no dormimos desde el martes, que sabemos del pedido de prisión preventiva porque la Justicia a veces te puede dar un golpe inesperado, y los puede dejar libre. No está bien que, sobre que tenemos que vivir día a día con la muerte de mi hermano, tengamos que pasar por esta incertidumbre”.

Conmovido por la convocatoria de la nueva movilización al conmemorar los dos meses del brutal crimen de su hermano, explicó que su familia se encuentra “fuerte para seguir exigiendo que se haga Justicia y los culpables paguen por lo que hicieron”.
Comentó que su madre “todos los días llora cuando ve una foto de Hugo porque se niega a aceptar lo que sucedió”, y que varios integrantes de la familia se encuentran con acompañamiento y tratamiento psicológico.

“Acá pareciera ser que la noticia es solamente  el crimen de mi hermano. Pero muchos se olvidan que detrás hay toda una familia, su pareja y sus hijitos. ¿Quién y cómo se les puede explicar que su padre no va a regresar? Ojalá la Justicia también tenga en cuenta estas cosas”, agregó. Cuestionó duramente los argumentos de los abogados que defienden a los acusados y, en el caso del Defensor Oficial N° 6, Estanislao Reinoso Gandini que representa a Enzo Morales aseveró: “Es totalmente irrisorio lo que plantea, que Morales está involucrado porque la chica lo puso en la escena del crimen y que no hay pruebas suficientes como para demostrar que él estuvo en el lugar del hecho”.

Finalmente, agradeció el acompañamiento y la participación en la nueva marcha a los familiares y amigos de Brenda Micaela Gordillo y de Diego Pachao.

El caso
Por el asesinato de Hugo Ocampo hay detenidas dos personas.
Cintia Soledad “Shampoo” Bazán (28), que al momento del hecho era pareja de la víctima, quien fue imputada por la presunta comisión de los delitos “homicidio doblemente agravado por alevosía y por mediar una relación de pareja”.
Enzo Morales (32), que al momento del hecho era examante de Bazán, fue imputado por “homicidio calificado por alevosía”.
La defensa de Bazán pidió la “inculpabilidad” de la mujer.
El pedido de prisión preventiva  de los dos será resuelta hoy por el juez de Control de Garantías N° 4, Marcelo Sago.