Manzi

El diputado nacional Rubén Manzi (CC-ARI) denunció pública y penalmente a la Policía de la Provincia, a la cual acusó de golpear a su nieto durante un operativo que tenía como fin desbaratar una reunión clandestina. 

Según relató el legislador en su cuenta de Facebook, su nieto habría estado en una casa con unos amigos, cuando fue la policía y les labró un acta. “Él quiso sacar una foto del acta que estaban por firmar, la policía lo redujo, lo tiró a la caja de una camioneta de la policía, lo trasladaron a la primera”, narró.

“Durante el traslado le fueron pegando todo el tiempo, lo bajaron, ejerciendo violencia, lo llevaron a una pequeña oficina donde la persona que le venía pegando le siguió pegando frente a la mirada de varios agentes”, manifestó y agregó que no lo dejaron tener celular, no le avisaron a nadie de su familia inmediata y le impidieron comunicarse desde las 6 de la mañana hasta las 10.30 hs. “incomunicado y en el calabozo”. 

Posteriormente acotó que luego lo llevaron a sanidad policial donde finalmente se pudo lograr que lo liberen. “Acá hay claramente un grave ilícito que es la violencia policial contra una persona que encima es absolutamente inocente de cualquier tipo de delito”, señaló e invitó al Jefe de Policía “que el espíritu de cuerpo que a veces aduce la policía no impida que la Justicia investigue, acá hay más de un policía implicado”.