Una nueva narcoencomienda fue interceptada en el Oeste de la provincia, que tenía como destino la ciudad de Fiambalá y zonas aledañas.

Por el hecho que terminó con el secuestro de un arma de fuego y droga, un hombre que concurrió a la Terminal de Ómnibus de esa ciudad fue detenido, y alojado en la sede policial local, a disposición del Juzgado Federal y la Fiscalía Federal de Catamarca.

Según la información a la que pudo acceder este diario el procedimiento comenzó el sábado al medio día cuando efectivos de la Agrupación VIII de Gendarmería bajo las directivas de la justicia Federal, tras un minucioso  trabajo investigativo interceptaron una encomienda de gran tamaño en la terminal fiambalense. Los efectivos lograron establecer que el paquete tenía como destinatario a un hombre, y montaron guardia en las inmediaciones esperando que concurra a retirarla.

Más tarde, un individuo se presentó en un depósito de la Terminal y tras retirar la encomienda fue interceptado por los gendarmes que aguardaban en el lugar.

El hombre quedó incomunicado al tiempo que se dispuso el allanamiento de varios domicilios en los barrios 70 Viviendas y La Ramadita, durante los cuales dos personas fueron notificadas y quedaron vinculadas a la prosecución de la causa.
En los procedimientos se encontró varias dosis de marihuana y cocaína, balanzas, teléfonos celulares, un arma de fuego y elementos utilizados para el fraccionamiento de la sustancia estupefaciente en dosis, para su posterior comercialización al menudeo.

Finalmente, el sospechoso arrestado en la Terminal fue trasladado a la sede policial donde quedó alojado, a disposición de la Justicia.

Los envíos de encomiendas con droga sobre todo al interior provincial se multiplicaron en los últimos dos años, al igual que las tareas por parte de la Policía y Gendarmería, bajo las directivas de la Justicia Federal para atrapar a los narcotraficantes.

Entre los últimos procedimientos llevados a cabo el 8 y 9 de enero sobre la ruta nacional 40, en el departamento Santa María, un hombre fue arrestado acusado de integrar una banda narco y comercialización de estupefacientes.

En el operativo trabajó personal del Grupo Antinarcóticos de Santa María, conjuntamente con  personal de la División Canes Antinarcóticos e Inteligencia de la Dirección Drogas Peligrosas.

El secuestro de sustancia se produjo en el Puesto Caminero de Punta de Balasto, sobre ruta nacional 40, cuando interceptaron un camión perteneciente a la empresa GN Transporte y Logística, que transportaba una caja con 25.1 gramos de cocaína compactada, que tenía como destino el departamento Belén.

Tras el secuestro se ordenó allanar una casa de Barrio San Agustín, en la ciudad de Santa María donde se secuestró 30,7 gramos de cocaína, una balanza digital, un teléfono y recortes de nylon. También fueron secuestradas tres celdas de cartón con comprimidos de LCD, 108.710 pesos, y un hombre de 45 años fue arrestado.

En la misma fecha pero sobre la  ruta nacional 38, en el cruce con la ruta provincial 9, en La Rioja, efectivos policiales registraron un ómnibus con pasajeros y detuvieron a un hombre de nacionalidad boliviana, que trasladaba ocho paquetes con droga. Según las pericias preliminares eran más de 8 kilos de marihuana que tenían como destino las localidades del interior riojano y catamarqueño.