La UCR realizó una cumbre partidaria en la que ratificó la “pertenencia a Cambiemos” pero pidió “salir de la agenda del ajuste”, mientras que la cúpula partidaria planteó puertas adentro la necesidad de influir más en los temas que preocupan a la clase media, con algunos cuestionamientos al PRO.

Del encuentro participó más de un centenar de autoridades y legisladores de todo el país, incluidos los tres gobernadores y varios de los intendentes de la UCR.

“Ratificamos nuestra pertenencia a Cambiemos como fuerza política llegada a transformar y garantizar el cambio para el progreso del país. Necesitamos salir de la agenda del ajuste y orientar la acción hacia el progreso y el desarrollo con inclusión”, señaló el partido mediante el documento oficial de la reunión.

El encuentro, que se llevó a cabo en el Hotel Presidente del barrio porteño de Retiro, estuvo encabezado por el presidente del partido, Alfredo Cornejo, y tuvo dos facetas: una pública, que incluyó un documento y una conferencia de prensa, y otra privada, en una reunión a puertas cerradas.

Según informaron algunos dirigentes que participaron del  cónclave, allí los radicales plantearon la necesidad de influir en la agenda de temas que atañe a la clase media, tras realizar críticas a la conducción política del frente oficialista que ejerce el PRO. En ese sentido, luego de los desplantes de Elisa Carrió, los radicales apuestan a mostrarse como los socios confiables de Mauricio Macri.

También se conoció que Cornejo planteó la idea de armar fórmula propia para competir en las PASO presidenciales de 2019 si el PRO no acepta acordar un programa que contemple las posturas más progresistas de la UCR. En ese sentido, sonó el nombre del diputado Martín Lousteau como posible precandidato. El ex embajador de Argentina en EEUU participó del encuentro pero no pidió la palabra.

Al cierre, el jefe partidario habló en tono enérgico de “los errores económicos” que cometió el Gobierno. Y propuso una serie de pasos para garantizar que los radicales que sean competitivos en las provincias reciban el apoyo de Cambiemos.