Mario Páez, el concejal de Santa Rosa recientemente suspendido, ingresó violentamente al recinto del Concejo Deliberante junto a un grupo de personas e intentó apoderarse de documentación e instrumentos públicos.

La secretaria Gladis Gómez se encontraba trabajando cuando ingreso Páez junto a un grupo de hombres, la empujó y le quitó un libro de actas y otra documentación. Tras esto, saltó por la ventana e intentó subirse a su camioneta.

El rápido accionar policial logró que no escapará e inmediatamente el personal del CD de Santa Rosa realizó una denuncia penal al suspendido concejal Páez y sus seguidores.

Cabe recordar que Páez fue suspendido la semana pasada tras haber sido  denunciado por haberse quedado con parte del sueldo del ex empleado legislativo Pablo Vega, junto con el senador por el departamento Julio Maza.