En el primer mes del año, las cifras arrojadas por la Coparticipación Federal de Impuestos muestran que solo hubo tres provincias cuyas transferencias por por este concepto aumentaron más que la inflación interanual, de acuerdo con el informe dado a conocer por Economía & Regiones (E&R).

El conjunto de los 24 distritos percibió el mes pasado recursos por Coparticipación por un total de $115.949,5 millones, con un aumento del 49,8% respecto de las transferencias de enero de 2018, lo que implica una mejora real de apenas 0,4%, frente a una inflación estimada por la consultora de 49,4% para el mismo  período.

Sin embargo, ese promedio esconde realidades heterogéneas, ya que la provincia de Buenos Aires recibió $ 26.524,8 millones, un 70,3% de aumento interanual, más de veinte puntos porcentuales por encima de dicho promedio.

Además de Buenos Aires, hubo solo dos provincias que tuvieron incrementos superiores a la inflación, aunque en menor proporción: Corrientes, con el 50,6% y Santiago del Estero, con el 50,1%.

En el caso de Catamarca, Nación le transfirió en enero $2.802.313 millones que al ser comparado con lo percibido en el mismo mes del 2018 arroja un crecimiento interanual del 45%. Es decir, que si se tiene en cuenta el incremento de la inflación durante ese mismo período, la Coparticipación de la provincia creció un 4,4% menos de lo que aumentó el índice inflacionario.

Según el informe, la disparidad en las variaciones porcentuales entre las provincias obedece a varias razones. Una de ellas es que a partir de enero, en cumplimiento del “Acuerdo por el Nuevo Federalismo” de 2016, se agregaron 3 puntos porcentuales más en el reintegro a las provincias del 15% de la masa coparticipable que se destinó a la ANSES entre 1992 y 2015. De esta forma, 21 distritos pasaron del 9% al 12% de reintegro.

Según E&R, “sin este último efecto ($ 3.951 millones adicionales), las transferencias a provincias en enero de 2019 aumentaron 44,7%, cerca de 5 puntos porcentuales debajo de la inflación interanual”.

Otro punto a tener en cuenta es que Córdoba, San Luis y Santa Fe reciben desde 2016 la totalidad de ese 15% retenido por la ANSES, por un fallo de la Corte Suprema de Justicia. En consecuencia, sus bases de comparación son más altas que el resto y los porcentajes de aumento son menores: 40,6% para San Luis, 40,9% para Córdoba y 42,3% para Santa Fe.

A su vez, menciona que el incremento de la provincia de Buenos Aires -notoriamente superior al resto- se debe a las compensaciones que recibió a partir de la firma del Consenso Fiscal de noviembre de 2017, que dejó sin efecto el tope al Fondo del Conurbano. En el otro extremo, la Ciudad de Buenos Aires tuvo el menor incremento de la serie porque compara con un mes en el que se le había adjudicado erróneamente un coeficiente mayor al que le correspondía, lo que fue corregido en abril de 2018.

Por último, San Luis y La Pampa son las únicas provincias que no reciben las compensaciones dispuestas en el Consenso Fiscal, en el primer caso por no haberlo suscripto y en el segundo por no contar con la adhesión de su Legislatura.