El ministro de Seguridad, Gustavo Aguirre, señaló ayer que se anhela que la provincia vuelva a Fase 5 en breve, si los testeos y la cadena de contagio ofrecen un panorama favorable.

“Es importante que ‘paremos la pelota’ y a través de una Fase 1 flexibilizada, pero con medidas de restricción, esperar unos días hasta descomprimir la situación de manera paulatina, recuperar la normalidad”, declaró el vocero del COE en una nota con NTe Radio City.

Señaló que la preocupación mayor es la cantidad de “casos sospechosos” tras la investigación epidemiológica de los dos clústers activos.
“Hemos tenido en estos últimos días una aceleración de casos positivos, pero fundamentalmente lo que más me preocupa es que tenemos 700 personas aisladas por haber tenido contacto estrecho con algún positivo.

Hoy tenemos una capacidad de respiradores de 120 camas y 700 personas están a la espera de que ese contacto estrecho le dé positivo o negativo”, comentó.

Gustavo Aguirre, Ministro Gustavo Aguirre, Ministro de seguridad
Gustavo Aguirre, Ministro Gustavo Aguirre, Ministro de seguridad

Además, se refirió a la situación de las provincias vecinas “y el nivel de influencia en la relación de Catamarca, más Buenos Aires que nos provee muchos servicios y productos indispensables para nuestras necesidades, sentimos la necesidad imperiosa de tomar esta medida”, dijo.

Aguirre argumentó que esta Fase 1 “es algo que está pensado desde el punto de vista de salud, con coherencia, con firmeza, para evitar posibles males mayores si hay un rebrote o ingrese un nuevo caso y se ramifique”, señaló.

Dijo que si bien el lunes los 140 hisopados dio un solo positivo se esperaban los resultados de ayer para definir si se continúa en Fase 1. Negativamente anoche los resultados no fueron óptimos y se contabilizaron 8 casos.

Nueva normalidad

Aguirre también dijo que “el Gobernador quiere que recuperemos la normalidad lo más pronto posible”, aplicando los cuidados y la responsabilidad para la salud de las personas.

“Tenemos que trabajar en ese equilibrio; sabemos que este tipo de medidas genera disgustos en la sociedad, genera perjuicios comerciales y de otras naturalezas, por eso tienen que ser intervenciones rápidas, control de los casos y volver a una normalidad”.

Por otra parte, tranquilizó afirmando que los últimos casos de coronavirus en Catamarca no desencadenaron en lo que se considera circulación comunitaria.