El diputado nacional por Catamarca Rubén Manzi quedó en el centro de las críticas por parte del oficialismo provincial luego de que cuestionara la gestión para la compra de vacunas contra el COVID-19.

Manzi afirmó que “es criminal dejar pasar la oportunidad de comprar vacunas”, refiriéndose a cómo se manejaron las negociaciones con el sistema COVAX, con el laboratorio Pfizer y particularmente en Catamarca, donde supuestamente se rechazó la compra hace casi dos meses, porque “eran caras”.

El legislador se refirió al diálogo que mantuvo con el gobernador Raúl Jalil sobre la oportunidad de comprar vacunas por parte de la Provincia. “Tengo contacto con un epidemiólogo que estuvo en la Organización Mundial de la Salud y me dijo que había una posibilidad concreta de conseguir vacunas fuera de las que consiga el Estado nacional”, relató.

“Apenas me dio ese dato colgué y hablé con el Gobernador, ya que lo vi como una oportunidad”, añadió.

Más adelante, indicó que luego de pasar el contacto no participó de las negociaciones y en ese marco cuestionó que no se haya llegado a un acuerdo por el valor de los sueros. “¿Qué es caro? Caro es tener que parar ahora toda la actividad económica, que los bares y los gimnasios se sigan fundiendo, que los comercios se sigan endeudando, que la gente se siga enfermando, que colapse el sistema público de salud, que el sistema privado esté con problemas para auxiliar en toda la situación”, dijo.
“¿En qué gasta el gobierno? En mejorar los accesos a Valle Viejo, en comprar un avión nuevo; puede ser que esté bien. La pregunta es si es el momento, o si es el momento de poner el dinero en vacunas, en testeos masivos para tener información epidemiológica certera para desarrollar una estrategia eficiente”, afirmó.

Respuestas

El primero en salir al cruce del diputado fue el ministro de Comunicación, Guillermo Andrada, quien se refirió a las gestiones nacionales y provinciales para la adquisición de vacunas. “Cuando se escuchan ciertas declaraciones sobre las vacunas y empiezan a politiquear con un tema tan sensible como la salud y el manejo de la situación más trágica que le ha tocado vivir a nuestro país, al mundo, donde todos deberíamos tratar de llegar a un acuerdo, realmente da mucho enojo”, lamentó.

En ese sentido y sin nombrarlo cargó contra el legislador: “Escuchaba decir a un legislador nacional que porque tenía un amigo en la Organización Mundial de la Salud podía salir a comprar vacunas y que era criminal dejar pasar una supuesta oportunidad de comprar vacunas. Es increíble la liviandad con que se dicen algunas cosas”.

La ministra de Hacienda Pública, Alejandra Nazareno, también se refirió al tema y afirmó que el Gobierno lleva adelante las gestiones para la compra de vacunas.

En este sentido, la funcionaria explicó que la Provincia se maneja con el asesoramiento del Ministerio de Salud de la Nación y recordó que, hasta la fecha, ningún distrito concretó la compra de vacunas.

Sobre la propuesta de Manzi, ratificó que las inoculaciones que se ofrecieron a Catamarca tenían un precio 100% más elevado que lo pagado por Nación por la misma vacuna y un 30% más alto que otros oferentes que presentaron propuestas a la Provincia.
No obstante, afirmó que “poniendo por encima el interés de los catamarqueños, Catamarca realizó las consultas correspondientes al Ministerio de Salud de la Nación, llegando a la conclusión de que debe prestarse atención, además del precio, a la solidez, confiabilidad y garantías de todos los oferentes que se acercan”.

Por último, dijo que “la Provincia, junto con el Ministerio de Salud de la Nación, continúa gestionando la compra de vacunas con el aval de la Ley aprobada por la Legislatura con el apoyo de todos los sectores políticos de Catamarca”.