El presidente estadounidense acusó a esos países de devaluar sus monedas mientras Washington eleva las tasas de interés y señaló que dicha conducta “no es aceptable”.
Fuente: Telam (Flashes de noticias)