A raíz de una denuncia penal radicada en la Unidad Judicial N° 6, por una joven mujer de 23 años de edad, quien manifestó que el día 22 de Julio del corriente año, personas desconocidas le habrían sustraído un (01) parabrisas de un automóvil Fiat Duna, el cual estaba estacionado en la Peatonal N° 9 del barrio Libertador II, para luego darse a la fuga, tras una ardua tarea investigativa, personal de la División Investigaciones de la Policía de la Provincia pudo establecer que existían otras denuncias por ilícitos de esta naturaleza en la zona sur de esta Ciudad Capital, y bajo las directivas de la Fiscalía de Instrucción N° 8, a cargo de la Dra. Myriam López y del Juzgado de Control de Garantías N° 2, materializó órdenes de allanamientos y registro domiciliario.Tras irrumpir en viviendas ubicadas en el barrio Ojo de Agua, donde reside una familia de apellido Berrondo, y en la Peatonal N° 17 del barrio Libertador II, propiedad de la familia Vega, los Policías lograron secuestrar dos (02) parabrisas, mientras que en otro inmueble del barrio Villa Cubas, propiedad de la familia Calderazzi, hicieron lo propio con una (01) motocicleta Motomel Skua 200 cc., de colores rojo y negro, la cual no poseía su respectivo dominio colocado, y al realizar una inspección minuciosa los policías observaron que el número de cuadro aparentemente estaba limado, careciendo además de la documentación correspondiente del rodado, como así también los investigadores incautaron un (01) teléfono celular Moto E-5 Play, en virtud que al consultar en el Sistema Nacional de Telefonía, el aparato de comunicación estaba denunciado por robo, hurto o extravío, por lo que los elementos quedaron a disposición de la Justicia Interviniente, mientras que los moradores fueron supeditados a la prosecución de la causa.