La ONG ‘Yes we help’ estafa a cientos de jóvenes que tienen que ser escoltados para abandonar Ghana