La CUP decide abstenerse y hará fracasar la investidura de Turull en Cataluña