La diputada provincial de la Unión Cívica Radical (UCR), Juana Fernández, expresó su «preocupación» por la aparición de propaganda pública de la Provincia en vehículos que compiten en una categoría de automovilismo nacional (Top Race Junior) y a su vez puso su atención en la compra del avión sanitario por un valor cercano a los nueve millones de dólares.

En tal sentido, Fernández cuestionó que «llamativamente» durante una competencia de automóviles ocurrida durante el fin de semana, la cual tomó notoriedad a nivel nacional por el accidente que protagonizó el cantante popular «el Dipy», se pudo observar que uno de los autos que competía tenía una publicidad del Ministerio de Turismo de Catamarca.

Así, la legisladora manifestó: “Hemos visto muchas veces cómo el dinero de los catamarqueños se va en cosas innecesarias o injustificadas, pero ahora llegamos al límite dado que no hay sentido ni lógica que justifiquen estas erogaciones”.

En ese sentido, expresó sus dudas sobre si ese mismo aporte se le da al deporte catamarqueño. «Al igual que muchas actividades, nuestros deportistas debieron adaptarse a la pandemia por COVID-19», resaltó.

Siguiendo con su crítica, mencionó que este tipo de publicidad tiene un costo alto, por lo que “sería importante que digan cuánto se gasta por aparecer una publicidad del Ministerio de Turismo en el auto”.

Además dijo: “Es llamativo que en el mismo rodado adonde está la pauta estatal aparece la publicidad de Jalil Automotores, concesionaria relacionada con la familia del Gobernador”.

“Quizás haya sido una oferta de dos por uno, o sea paga la Provincia y le sumamos un avisito familiar”, ironizó.